900 11 21 21

L-V 8:00 - 15:00

Sehila Lozano: "Cuando llego a una obra todavía dudan de que yo vaya a ser la palista; creen que soy la ingeniera que supervisa planos"

Sehila es alumna y profesora de la Fundación Laboral de la Construcción en Galicia, pero además es segunda generación en la empresa familiar que inició su padre y que se encarga de desarrollar gran parte de la obra civil de Pontevedra para Telefónica España

Entrevista

Aunque estudió Enfermería, Sehila ha acompañado a su padre en la empresa familiar de construcción desde que tenía 20 años. Comenzó dirigiendo el tráfico con una paleta en pleno verano, le mandaban recoger e incluso hacía tareas de limpieza en la obra. Todo esto le provocó "que volviera más de una vez a casa llorando". Sin embargo, no tiró la toalla y, en 2008, comenzó a formarse con los cursos de la Fundación Laboral de la Construcción. Desde entonces, ya ha hecho un total de doce y ahora tiene en mente hacer otros dos más. Pero no solo eso, también es profesora en el Centro de Formación de Vigo de la entidad paritaria, donde actualmente imparte formación de Retroexcavadora mixta, Pala cargadora y Excavadora giratoria. Y además, continúa trabajando en la empresa de su padre, dedicada a ejecutar toda la obra civil de Pontevedra para Telefónica España. 

PREGUNTA: Como alumna, ¿cómo fue tu primera toma de contacto con la Fundación?

RESPUESTA: Conocí la Fundación Laboral a través de mi padre. Él fue el que me animó a realizar mi primer curso de Prevención de Riesgos Laborales, de 60 horas, para poder ser recurso preventivo en obra. 

P: Si tuvieras que animar a más mujeres a participar en la formación que impartimos en la Fundación, ¿qué les dirías?

R: Les diría que por mi experiencia, la construcción no es solo un sector para hombres. Los cursos son muy amenos, gratificantes y es una experiencia nueva y sobre todo muy acogedora. 

P: Además de alumnna, eres profesora. ¿Cómo se motiva a un alumno o alumna, joven o mayor, a introducirse en el mundo de la construcción? ¿Qué mensajes tratas de transmitirles como profesora?

R: En primer lugar, les daría a conocer un poco la profesión porque la gran mayoría no la conocen en profundidad o han tenido malas experiencias. Como docente trato de enviarles un mensaje de responsabilidad, porque es un trabajo que alberga bastantes peligros, se necesita actitud, concentración... pero, sobre todo, mucha disciplina. 

P: ¿Por qué quisiste complementar tu experiencia en el sector con más formación?

R: Porque soy una mujer emprendedora, me gusta estar al día de todo lo que conlleva mi profesión. Fundamentalmente, lo hago por mí misma, pero también para poder informar al Personal que trabaja para mí o conmigo. 

P: Desde la Fundación y otras entidades estamos trabajando para quitar a la construcción el sambenito de frío/calor/andamios/cemento... ¿Qué crees que se debe hacer para transmitir que la construccion es mucho más?

R: Para mí la construcción es un equipo, una familia, como cualquier otro trabajo. Tu compañero es el que te apoya en los buenos y en los malos momentos, hoy por ti, mañana por mi. Lo veo como una familia con la que acabas creando un vínculo especial. 

P: ¿Cómo animarías a una persona que busca trabajo a introducirse en este sector y acabar con esos tópicos?

R: En primer lugar, animaría siempre y cuando la persona tuviera predisposición y quisiera saber del sector y, sobre todo, sacándole de los tópicos que mencionabas de frío/calor/andamios/cemento... Evidentemente, estás trabajando en la calle y hace frío o calor, pero ya no es como antiguamente. Ahora hay unos horarios en los que no se trabaja, se intenta llevar el trabajo de otra manera. Si por la mañana da el sol en un lado, tratamos de empezar por otro. Buscamos la organización, de ahí la importancia del papel del Encargado de la obra. 

P: La digitalización está revolucionando desde hace años todos los sectores y ahora le ha llegado el momento a la construcción, ¿cómo de importante es para un trabajador o una trabajadora del sector, formarse y digitalizarse?

R: Desde mi punto de vista es inmensamente importante para agilizar contrataciones, entradas en obra, formarse para dentro del sector tener la máxima formación para minimizar el riesgo, agilizar trabajos y ahorrar tiempo. 

P: Como alumna, profesora y trabajadora, ¿cómo crees que se está gestionando el papel de la mujer en la construcción? Desde tu punto de vista, ¿en qué se ha avanzado y qué trabajo queda por hacer?

R: Afortunadamente hemos dado pasos importantes, pero todavía nos queda mucho por avanzar para estar integradas completamente. Se ha avanzado en que se nos permite acceder a este trabajo, cuando antes era impensable porque estaba pensado para hombres, pero todavía nos queda mucho trabajo por hacer. 

P: Según el Observatorio Industrial de la Construcción, en 2020 había casi 102.000 mujeres trabajando en la construcción. Una cifra positiva si la comparamos con 2015, cuando había 82.000 mujeres empleadas en el sector, pero negativa si lo hacemos con 2008, cuando el número se elevaba hasta las 177.000. La crisis afectó a hombres y mujeres, pero desde tu punto de vista de trabajadora de la construcción, ¿crees que las mujeres la sufrieron aún más? ¿Por qué?

R: Sí. Indiscutiblemente, en momentos de crisis a la mujer no se le tuvo en tanta consideración. Afectó mucho más a mujeres que a hombres. Y si ahora se repitiera una crisis como la de entonces, volvería a ocurrir. A las mujeres nos queda mucho trabajo por hacer, todavía está muy visible el tópico sobre la mujer se queda en casa y es el hombre el que trabaja. Aunque por suerte, casi todas las mujeres tenemos ya un trabajo. 

P: ¿Has sufrido en algún momento discriminación?

R: Yo por ejemplo con mis compañeros siento que soy una más en el equipo. Pero también a día de hoy sigo entrando en obras y dudan de mi profesionalidad antes de desempeñar mi trabajo. En un proyecto que llevamos a acabo recientemente expuse mi propuesta y han tardado un año en darme la razón cuatro ingenieros y dos encargados de obra. Finalmente me dieron la razón. Para mí es gratificante cuando llega ese momento, pero es duro, queda mucho por hacer. 

Cuando llego a una obra todavía dudan de que yo vaya a ser la palista que va a abrir la canalización. Piensan que soy la ingeniera que está con los planos supervisando la obra, o la coordinadora de Seguridad y Salud que lleva la obra y que solo voy a decir "ponte el casco, ponte un arnés o no subas así a la escalera". 

Yo tengo mucho genio y tienes que ser fiel y leal a tus principios y al final todo llega. Es perserverancia, enfado, frustración, pero al final el tiempo te da la razón. 

P: Para terminar, ¿cuál es la mayor recompensa que has obtenido como trabajadora de la construccion y por qué animarías a otras mujeres a introducirse en el sector?

R: En mi caso, la gratificación de ser reconocida, respetada, aceptada y ser un ejemplo para muchos de mis compañeros de profesión. Animaría a otras mujeres porque es un trabajo que lo pueden realizar de igual forma que los hombres, no digo ni mejor, ni peor, sino igual que ellos. Yo personalmente estoy en una retroexcavadora abriendo zanjas con mis compañeros, metiendo tubos, y nos ayudamos mutuamente. En el trabajo, es 'hoy por ti y mañana por mí'.

Suscríbete gratis a nuestros boletines de noticias.

=

CLÁUSULA DE PROTECCIÓN DE DATOS:

  • Responsable del tratamiento: FUNDACIÓN LABORAL DE LA CONSTRUCCIÓN.
  • Finalidad del tratamiento: mantener al usuario informado sobre la actualidad de la FUNDACIÓN LABORAL DE LA CONSTRUCCIÓN y del sector de la construcción.
  • Legitimación: consentimiento del interesado.
  • Destinatarios: Sus datos no van a ser cedidos a terceros, salvo que exista una obligación legal. Sólo podrán ser tratados por colaboradores de la FUNDACIÓN LABORAL DE LA CONSTRUCCIÓN para la gestión de sus sitios web.
  • Derechos de los usuarios: ejercicio gratuito de derechos de acceso, rectificación, supresión, oposición, limitación del tratamiento y portabilidad de los datos tal y como se describe en la información adicional. Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en el siguiente enlace.

He leído y acepto la cláusula de protección de datos del Boletín

Para no volver a recibir el boletín puedes darte de baja AQUÍ